Viajamos al país asiático de la moda y el diseño. El país más deseado por los estilistas y diseñadores de nuevos estilos: Japón. Aquí encontramos una moda moderna, atrevida y sobre todo innovadora.

En nuestro viaje, pasamos por la ciudad de Kioto y Tokio, donde pudimos observar como las tendencias de moda van marcadas por colores, texturas y estampados, aunque difieren entre sí dependiendo de la ciudad en la que te encuentres.

Kioto

Siempre guardando el estilo del famoso kimono, la prenda que marca sus tendencias desde hace años en esta ciudad prevalece:

  • El color negro entre los jóvenes
  • Líneas rectas
  • Nada de estampados

Encontramos tiendas desde lo más vanguardista hasta lo más vintage pasando por diseñadores extrovertidos y conservadores.

geisha y mujer con kimono por las calles de japón

Por lo que define la ropa de hombre, pudimos ver muchas marcas que conservan el estilo de camisa de los antiguos samuráis con cortes de líneas rectas, anchas y una gama de colores no muy extendida que se basa en  el blanco, negro y gris.

Un dato que nos llamó la atención fue que las mujeres de alrededor de cincuenta años hacia adelante seguían vistiendo con kimonos más modernos y casual y las típicas chanclas de madera que llevaban en los años ’50.

Nos encantó ver que es una ciudad donde la tradición de la moda, la meditación, la alimentación y la religión siguen siendo respetados.

Tokio

Para llegar a esta maravillosa ciudad cogimos el tren bala o shinkansen y nos plantamos ahí en dos horas. Este lugar es un sueño para cualquier amante de la ropa y una buena prueba de que de Japón vuelves con una maleta de más.

Aquí la tradición ha quedado un poco más olvidada. Los jóvenes se dividen en tribus urbanas muy distintas y cada una de ellas tienen un concepto de moda distinto. Gracias a ellos, cada barrio de Tokio es conocido por una calle pintoresca donde se vende un estilo de ropa concreto para una tribu urbana concreta y es muy de agradecer poder pasear por esas calles y barrios como los de Shibuya, Shinjuku y Harajuku y observar la naturalidad con la que se viven las tendencias.

Los japoneses se atreven con todo, es apasionante la sutileza y elegancia con la que se visten y la delicadeza que se nota a la hora de elegir cada una de sus prendas.

Si cierto es que podemos encontrar personas vestidas como colegialas o muñecas anime, nosotros nos fijamos más en los estilos casual y diseñadores como Mihara Yasuhiro, quien consideramos una inspiración desde hace tiempo.

Tokio es otro mundo, aquí se marcan tendencias que llegan al resto del mundo un par o tres de años después. Así pues encontramos como mezclan estampados, superponen prendas de ropa que nunca imaginaríamos y usan complementos, ¡muchos complementos!

  • El color camel y el negro
  • Los pantalones chinos y acampanados
  • Botas con mucha plataforma y las últimas tendencias en sneakers
  • Riñoneras con blazers
  • Chanclas con calcetines
  • Mezclas de colores en prendas deportivas
  • El apreciado y nunca olvidado minimalismo negro

Son algunas de las prendas con las que nos chocamos al pasear por las calles. Tokio nos ofrece tanta cantidad de moda como personas tiene. Cada una de ellas se viste como quiere, cada una de ellas crea una moda personal inimitable. Son personas creativas e innovadoras y como bien demuestran en otros ámbitos, las tendencias de moda no podían ser menos.

Sin duda alguna, Tokio queda como una de nuestras ciudades preferidas para inspirarnos para crear y diseñar. Por mucho que lo expliquemos, no se puede entender sin vivirlo.

Nos vemos pronto. Gracias Japón.

fahsion week en jovenes de japon
© Emily Malan